¿Quién sana, el sanador, la energía o el propio paciente?

Compartir es vivir...Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someone

Antes de analizar quien o que produce la sanación, debemos analizar qué tipo de sanación se realiza.

Sanación de las anomalías que manifiesta el cuerpo físico o sanación de las causas que han producido esas anomalías.

Si la enfermedad es una manifestación del cuerpo físico, generalmente es algo palpable, visible, audible, medible, a simple vista o mediante aparatos que la ciencia y la tecnología han creado para ello.

Pero y las causas; si son de tipo físico, como puede ser un virus o una bacteria, se pueden atacar con sustancias químicas apropiadas.

Y si son de tipo mental, emocional o espiritual o esotérico. Hoy día se sabe que la mayor parte de los problemas que sufren los seres humanos tienen como origen un desequilibrio emocional. Una simple discusión con la pareja, con un hijo o con cualquiera, produce de forma instantánea un malestar de estomago, presión en la zona del corazón y dolores musculares si no se arregla la causa de esa discusión.

mujer-preocupadaLa tristeza por sí sola, baja las defensas del organismo y es capaz de generar todo tipo de enfermedades. Sin embargo la alegría y el optimismo pueden sanar las enfermedades que no eran capaces de hacerlo toda clase de medicinas.

Por otra parte, si no ha sido a nosotros directamente, si conocemos a alguien que dice que mediante una terapia sin medicinas, por transmisión de supuesta energía le han solucionado en parte o totalmente alguna anomalía que no conseguía solucionar con los medios heterodoxos.

Esto lo vienen diciendo y demostrando, desde hace miles de años, millones de personas. Si es cierto que siempre ha habido intereses encontrados y los sigue habiendo tratando de denostar cualquier cosa que no esté controlada por ellos.

efecto-coloresBien, podemos no creer en nada esotérico o espiritual, pero no podemos dar la espalda a la evidencia. Por esta razón vamos a investigar, que hay detrás de todo esto.

Hoy día ya sabemos que incluso, lo que siempre hemos llamado cuerpos físicos con total distinción de los entéricos y la propia energía, también son energía.

Luego está claro que hay una energía que somos capaces de ver y otras que no vemos como la luz, ondas electromagnéticas, rayos x, ondas sónicas etc.

Y si hay otros cuerpos con nosotros, además del que vemos. A lo largo de toda la historia de la humanidad, casi todas las culturas, filosofías y religiones nos han hablado de otros cuerpos que no vemos; el espíritu, el alma, el astral etc., como explicación a la influencia de estados mentales o emocionales y donde residen sensaciones tales como la conciencia, el amor, la misericordia con una influencia descomunal en nuestro cuerpo físico y además da una explicación plausible a las eternas preguntas que nos hacemos, de dónde venimos y donde vamos (porque esa energía, de algún sitio tiene que venir y a algún sitio irá, (incluso los científicos son los primeros que dicen que no se destruye, si acaso, se transforma).

Alma, del latín anima, principio o entidad inmaterial e invisible que poseen los seres vivos.

Espíritu, del latín spiritus, que significa soplo, aliento, el ideal de la conciencia como forma suprema de la actividad psíquica.

brillo-celestialLa religión cristiana y la mayoría de las religiones conciben al ser humano con este otro cuerpo invisible y que nos conecta con algo Supremo a través de las emociones y la conciencia y sería el encargado de transportar el alma a esa otra dimensión, cuando muere el cuerpo. El alma sería el lugar donde se guardan todos los registros de nuestras acciones y experiencias vividas.

Para algunas religiones, son las de esta vida, para otras las de sucesivas vidas.

Vemos que esta idea es más común de lo que parece y coincide con el sentir y las sensaciones de más del 90% de la humanidad. Pensar que están equivocados sería pretencioso y descabellado. Por mucho que ignoremos y no queramos ver las evidencias, las evidencias y pruebas están constantemente delante de nosotros.

 

simbolos-religiososOtro asunto son los dogmatismos y normas de los que se quieren apropiar de la exclusiva del conocimiento y la interpretación en aras de mantener un poder sobre los demás. Esto es lo que en muchas ocasiones hace que nos neguemos a ver evidencias para no dar la razón a quienes crean normas y dan ejemplo contrario a las enseñanzas básicas.

Estamos en un momento especial para poder analizar y llegar por nuestras propias razones y sentimientos a nuestras propias conclusiones.

Ahora, ocultar verdades y realidades, con internet, sería como poner puertas en el campo.

Por otra parte se ha despertado una conciencia colectiva que antes no había. Encontramos toda clase de explicaciones de cómo somos, si estamos formados por varios cuerpos sutiles además del físico, como un etérico, un mental, un emocional, un causal, un astral y un espiritual.

Son muchas las filosofías que coinciden en mas o en menos, explicando sus capacidades, cualidades y conexiones entre ellos y con el físico a través de los chacras, unos centros energéticos que distribuyen esa energía de la que hablábamos, que al igual que el aire que necesitamos para oxigenar el cuerpo (y no lo vemos), hay otra clase de energía que tampoco vemos pero es la que mantiene a esos cuerpos que no vemos y al que vemos.

Al fin después de mucho camino hemos llegado al objetivo inicial.

Hay una energía necesaria para mantener el equilibrio de los cuerpos, que cuando no circula debidamente crea problemas, al igual que si la sangre no circulara apropiadamente.

Por otra parte el hombre es capaz de conducir esa energía por donde conviene. Cualquiera puede hacerlo, como dijo Jesús cuando le dijeron los prodigios que hacía y dijo, cualquiera de vosotros puede hacerlo y aun más, solo falta aprender a hacerlo.

Para eso hay técnicas, innumerables técnicas diferentes que funcionan igual.

manosQue es un sanador; una persona corriente que ha aprendido alguna técnica para canalizar esas energías.

Como funcionan básicamente, por medio de nuestra mente, ponemos la atención en algo y a continuación la intención. A base de practicar más o menos para cada uno se hace más fácil todavía, porque se pierden los miedos a no ser capaces de conseguirlo.

Que es una curación psicosomática, la que por convencimiento o un placebo consigue directamente el paciente en su cuerpo.

Es necesaria la fe del paciente de que se va a curar, no. Un sanador puede canalizar la energía que necesite, independientemente de lo que aporte el paciente. Pero éticamente un sanador no debe canalizar energía para sanar a nadie sin su permiso.

Si el paciente tiene al menos confianza en su sanación, el proceso se acelera, está comprobado, es lógico los dos aportan energía a los lugares que se precisen de los cuerpos en proceso.

Todo esto parece milagroso (que es como nos lo han vendido), pero es tan natural como las curaciones ortodoxas.

pareja-ancianosPor eso se complementan, para manifestaciones físicas de enfermedades, en muchos casos lo más rápido y efectivo viene por la medicina y el uso de adelantos tecnológicos que disponemos, a la vez que se les envía ayuda de energía pero en otros casos la medicina clásica no es suficiente, sobre todo en las causas.

 


RESULTADO:

LA QUE SANA ES LA ENERGIA. EL SANADOR LA MANEJA Y EL PACIENTE SI QUIERE TAMBIEN.